12.1.11

Wislawa Szymborska II

Aunque hayan quitado el precio de las estrellas,
lo adivino y creo que no soy digno de ellas.
¿Vale la pena acaso regalar un ocaso?...

Publicar un comentario